B I E N V E N I D O S

Gifs Animados - Imagenes Animadas

Enrique León & Creative Commons License © This work is licensed under a Creative Commons Attribution - Non Commercial - No Derivs 3.0 Unported License.

Esta totalmente prohibida la reproducción de las obras en cualquier formato, medios electrónicos o impresos sin la autorización del autor.

Si cualquier obra es de su interés contacte con el autor en la siguiente dirección electrónica: enriqueleon61@gmail.com & art61@gmx.es

Seleccione su IDIOMA:

EnglishFrenchGermanSpainChinese SimplifiedItalianDutchRussianPortugueseJapaneseKoreanArabic


Translate

SEGUIDORES

domingo, 2 de noviembre de 2014

Cómo limpiar la mugre de una pintura al óleo

Las pinturas al óleo se pueden oscurecer con el tiempo, debido a la acumulación natural de suciedad y de restos. Aunque puedes comprar agentes limpiadores profesionales y herramientas para intentar quitar la mugre tú mismo, corres un gran riesgo de quitar algo de la pintura junto con la suciedad. De acuerdo con la sra. Biddington de Biddington Art Gallery and Appraisal, "... lleva la pintura a un restaurador profesional o déjala como está. La posibilidad de que destruyas la pieza en el intento de limpiarla es muy alta". Sin embargo, puedes tomar medidas tú mismo para quitar al menos algo de la suciedad y el polvo incrustados. Necesitarás De 1 a 3 rebanadas de pan de masa fermentada o un pan con masa comparable Un trozo viejo de trapo grande Un pincel doméstico con cerdas suaves Instrucciones Saca la pintura afuera para prevenir desordenar tu casa. Encuentra un área con luz del sol directa. Fija la pintura hacia arriba, encima de un trozo viejo de trapo. Parte una de las rebanadas de masa fermentada por la mitad. Toma un pedazo de pan de la parte interior, donde está la masa. Frota la pintura suavemente con la miga de un pan con mucha masa. Mientras frotas, verás la suciedad, pero no la pintura, pegarse a la superficie del pan. Repite con una nueva miga de pan. Continúa hasta que hayas llegado a cada área de la pintura. Cepilla toda la superficie de la pintura con tu pincel doméstico de cerdas suaves. Inspecciona la pintura a conciencia para asegurarte de que no quedan migajas pegadas a la superficie, ya que eso causará que los insectos se sientan atraídos a ella.
Publicar un comentario

http://ssamdy.blogspot.com